Breve Reseña

Una historia que tiene como protagonistas a Charlotte Copperfield y a Edmund Cooper que comparten un sentimiento mutuo, el odio. Ambos se enfrentarán a una serie de situaciones que solo podrán resolver juntos. ¿Podrán aceptar sus diferencias y sus rivalidades?

miércoles, 12 de octubre de 2011

Capítulo 7: Orgullo Parte IV

bienvenid@s! les contaré algo emocionante a todos ! el lunes me volvi loca y terminé "Orgullo" y dos capítulos más. Así concluyendo la historia.... ¡pero no se alarmen ! habrá una secuela de Un Odio Correspondido, así que espero que estén preparadas para un nuevo giro a la historia con más acción y personajes que antes por eso espero que sigan con las ganas de leer más sobre Charlotte y Edmund

Gracias a todas por todo ! me hicieron más que feliz y ayudaron a mantenerme inspirada e intrigada con la historia, les agradezco muchísimo !

besos ! Sé que es un trozo pequeño, pero es el final del cap ;)


Aparte de este silencio incómodo, sentía cómo me miraba y no tenía ningún foco dónde no estuviera intentando mirarle lo cual ponía esto más difícil. Luego colocó sus dedos en mi barbilla y me corrió la cara para que lo mirara pero en vez de mirarme a los ojos me inspeccionó, moviendo la cabeza como si estuviera intentando mirar todos los ángulos de mi rostro. No supe cómo reaccionar ni qué decir, entonces me limité a callar. Pronto, sin quitar su mano de mi barbilla, se rió mirando hacia abajo.

- ¿Qué tengo? –pregunté preocupada.

- Nada, sólo me preguntaba si el brillo de tus labios era un efecto de la óptico o bueno, brillo labial. –dijo riéndose. Me ruboricé e inmediatamente giré el rostro.

- ¿Acaso ahora no puedo maquillarme? –protesté mirando el suelo más alejado a mí y moviendo un poco los hombros.

- No dije eso. –dijo serio.

- Pero como estabas riéndote… -seguí llevando mi mano a mi boca a correrme aquel molestado cosmético pero Cooper me agarró de la muñeca justo antes de que pudiera poner mi mano en mis labios. Me miró fijo y más cerca de lo que esperaba.

- Jamás dije que no me gustara. –le agregó a la última palabra una de sus sonrisas torcidas.

- Por favor, deja de hacer eso. –dije entrecerrando los ojos.

- ¿Hacer qué? –dijo acercándose más.

Volverme loca. Aturdirme. Dejándome completamente sin aire. Hacer que mi corazón saltara de mi pecho.

- Nada, olvídalo. –agachando el rostro.

- ¡Edmund! –saludó mi mamá caminando hacia nosotros.

- ¿Cómo está Sra. Copperfield? –saludó muy educado luego de pararse e inclinarse un poco.

- Muy bien gracias.

- Sr. Copperfield.

- Hola Edmund. –qué raro, John no parecía tan contento con la visita de Cooper, como antes solía estar al vernos juntos. Tal vez Cooper había comenzado con el plan sin mencionarme acerca de qué había hecho. Me tendría que poner al tanto. -Chicos, los invito a pasar a la mesa. –dijo Mary.

Para cenar habían dos platos de carne y varios agregados. No hacía falta decir lo delicioso que estaba todo; no importa en cuantos restoranes comiera si fueran o no de cinco estrellas, nadie podría cocinar cómo lo hacía Stella.

John estuvo más raro que nunca, y eso era mucho que decir. Comparando la felicidad que deslumbraba cuando me nos veía juntos a Cooper y a mí con la frialdad que tenía ahora, no entendía mucho cómo comportarme. Mary actuaba igual que siempre y Cooper era el tipo más agradable del mundo cuando estaban ellos presentes por lo que no lo pasé tan mal lo único que arruinó todo fue la actitud de John. Cooper se fue a una hora totalmente adecuada, mamá le había invitado a quedarse más rato a ver una película en nuestra sala de cine y él se excusó diciendo que había tenido el entrenamiento más duro que nunca ya que se venían las eliminatorias. Se despidió con un beso en mi mejilla que no pasó desapercibido en mi piel ya que estuve casi seguro que sintió el cambio de color y temperatura al posar sus labios en ella.

- Nos vemos. –dijo sonriendo y se fue.

Cuando estuvimos solos los tres me atreví a preguntarle a papá qué le ocurría.

- ¿Quieres explicarte?

- Explicar… ¿qué? –dijo inocentemente. Me reí secamente.

- El por qué te comportaste tan mal enfrente de Edmund.

- ¿Comportarme mal? –seguía igual. Lo miré con una expresión de: no me engañas.

- Es solo que… ¿no es mucho?

- ¿Qué cosa?

- Ya sabes, salieron el viernes y el sábado pasado y ahora viene a cenar… ¿No creen que van un poco rápido? Digo, por lo que sabía no se hablaban en el colegio entonces…

- Ok. No te entiendo en lo absoluto. Hace unas semanas lo que más deseabas es que nos juntáramos más seguido y lo conociera y ahora que lo hago te enfadas, ¿quién te entiende? –dije enojada y luego salí de la casa.

- ¡Charlotte Copperfield! –gritó mi madre mientras yo cogía mis llaves del auto.

3 comentarios:

GaBy VollMond MoTa dijo...

ay me dejaste super intrigada, es que, que les pasa
a sus padres, primero quieren algo
y despues otra cosa
se me hace que les falta un tornillo
pero bueno, ay espero
que publiques pronto, no puedo esperar

Saludos y kisses

Connicitap rokerita dijo...

Ahh noo q paso?? su papá esta bien safadito!!! xq se comporta asi!!
me encanto el cap!!
estuvo hermosoo!!
ya espero el proximo capituloo!! sube pronto!!
cuidate!! :D

Δqυєια dijo...

Me encanto, me encantoo! (:
Publicaa prontoo!
oye, oye se que terminaste de
escribir "ORGULLO" pero en la
lista de los capitulos solo sale
hasta "INMADUREZ" asi que bueno
pon los capitulos de orgullo y los
que vas a publicar mas adelante
en la listaa!
BYE BESOS
xoxo